Feria Internacional de Turismo, Fitur, se celebra este año en mayo

La organización exige PCR negativas a los asistentes profesionales y ninguna prueba diagnóstica al público general el fin de semana, ante el estupor del sector

La 41 edición de la Feria Internacional de Turismo (Fitur) se celebrará del 19 al 23 de mayo, con un formato híbrido: presencial y online. La asistencia internacional se ha limitado a 55 países de los 165 que hubo en enero de 2020.

La pandemia ha obligado a la presente edición a cumplir medidas de seguridad sanitaria: aforos al 50%, distancia social, uso obligatorio de mascarillas, geles higienizantes de manos y exigencia de pruebas PCR negativas a los asistentes profesionales para quienes, como todos los años, están reservados el miércoles, el jueves y el viernes, mientras que el fin de semana abrirá sus puertas para el público general, al que, curiosamente, no se exigirá ningún test diagnóstico, una diferencia que no ha caído nada bien en el sector turístico, generando de inmediato contrariadas reacciones.

Este jueves, la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, acompañada del presidente del comité organizador de Fitur y CEO de Iberia, Javier Sánchez-Prieto, y el presidente de Comité Ejecutivo de Ifema, José Vicente de los Mozos, han informado los distintos aspectos de la feria que servirá de marco para la presentación del certificado verde digital, desarrollado por España que se podrá utilizar a partir de junio, en cuanto sea aprobado por la Comisión Europea.

Reyes Maroto, ministra de Turismo de España
La ministra Reyes Maroto.

Maroto ha recordado que Fitur será la primera gran experiencia de movilidad internacional segura y será un escaparate global para analizar iniciativas como los pasaportes sanitarios, los corredores turísticos y las pruebas diagnósticas en origen y destino.

En esta edición estarán presentes en el recinto de Ifema 55 países y 79 participarán online, a través de la plataforma digital Fitur LIVEConect, ya en funcionamiento desde el pasado 5 de mayo y hasta el 4 de junio. También estarán presentes todas las comunidades autónomas.

Fitur cuenta este año con 7 pabellones sobre una superficie de más de 46.000 metros cuadrados en los que estarán distribuidos los stands de comunidades, países y más de 5.000 empresas. Un 38% de los expositores son internacionales.

“Fitur será un punto de inflexión para la reactivación del sector turístico, con movilidad segura, sostenibilidad y digitalización como ejes centrales”, ha asegurado Maroto.

Medidas de seguridad no igual para todos

De los Mozos ha destacado las medidas de seguridad sanitaria, con controles de aforos al 50%, sistemas de ventilación, diseño de espacios teniendo en cuenta las prevenciones anti Covid-19 y las distancias de seguridad, entre otros.

Adicionalmente, se ha exigido a los asistentes profesionales la presentación de una prueba PCR negativa, realizada tres días antes de la feria de forma que sea válida para miércoles, jueves y viernes, reservados para las reuniones entre los representantes de empresas, países y comunidades autónomas. El fin de semana estará abierta al público general que no necesitará la presentación de pruebas diagnósticas de ningún tipo, aunque deberá observar la distancia social y el uso de geles y mascarillas.

El director general de Ifema, Eduardo López-Puertas, ha justificado esta diferencia debido a que los profesionales suelen pasar muchas horas diarias en la feria el recinto, entre reuniones y visitas, mientras que el público general pasa una media de dos horas. “Viene a ser una actividad normal, como ir al supermercado o asistir a un espectáculo”, ha indicado López-Puertas.

Preocupación en el sector

La diferencia de exigencia y el hecho de que el fin de semana tenga acceso público general, sin ningún control epidemiológico, ha causado alarma en el sector.

Juanfran Trasmonte, consejero delegado del Grupo Low World Travel, ha sido el primero en reaccionar: “Nuestro grupo está haciendo una apuesta y una inversión muy importante para estar presente en Fitur 2021, que supone el reinicio de las actividades turísticas. Creemos que es una medida acertada el que sea un entorno seguro, con pruebas diagnósticas previas, ya que lo que se pretende es dar seguridad en estos momentos de transición hacia la nueva normalidad», informa Hosteltur.

Ha agregado que ya saben, a escasos días de la feria, que muchos de sus partners compañías aéreas no van a asistir, así como muchos otros actores del sector, «aun así seguimos adelante con nuestra decisión como muestra de apoyo al sector y lo que representa Fitur para el mismo».

Sin embargo, nos encontramos en los últimos días con un efecto dominó con los profesionales del turismo (agentes de viajes) que no pueden entender por qué a los profesionales se les pide una prueba Covid-19 para tener acceso al recinto y, en cambio, al público general no

Asimismo ha destacado: «Al final, si queremos estar en un entorno seguro para visitantes y expositores, todos deberíamos seguir las mismas normas, ya que, a pesar del tiempo medio en el recinto, el virus invisible no entiende de visitantes ni expositores, entendemos que un cliente final no le es atractivo pagar una entrada más una prueba de diagnóstico, pero ¿por qué si es la feria referencia del turismo no se realizan gratuitamente estas pruebas a todo el que quiera acceder como está pasando en otros eventos menores?».

Trasmonte ha puntualizado: «Esperemos que se solucionen estas diferencias, si no, asistiremos a un Fitur no descafeinado sino aguado, que pondrá en riesgo nuestra credibilidad y esfuerzos realizados por todos».

viajarymuchomas.com