Arbol del Año en Europa

La carrasca de Lecina (Huesca), una encina milenaria de 16,5 metros de altura y 28 metros de diámetro en su copa, gana el certamen ‘Tree of the Year’

Es la primera vez que un árbol español se hace con el primer puesto y lo hace a lo grande al batir el récord de votos

La Carrasca de Lecina (Huesca), un árbol de unos mil años de vida (en la imagen principal), es el ganador del concurso “Tree of the Year”. El árbol oscense, que ha recibido más de 104.200 votos, competía junto a otros de 13 países en el certamen europeo, después de haber sido elegido en noviembre de 2020 como el mejor ejemplar español. Las medidas del árbol son de impacto: 16,5 metros de altura y 28 metros de diámetro en su copa.

El nombre del ganador se ha desvelado a primera hora de la tarde de hoy, 17 de marzo, en Bruselas, en una ceremonia que, por la pandemia, se ha celebrado de forma virtual.

“Ahora se sabe que Lecina existe, incluso dónde está y que humor no nos falta”; “Ni en los mejores sueños imaginábamos que nos llegará cariño desde tantos lugares, ese es nuestro premio”. “Como en Eurovisión, parece que nunca lo ganamos, al menos en árboles hemos dado el do de pecho” Así se expresaban hoy, emocionados y todavía sorprendidos, los vecinos y verdaderos protagonistas de este logro: conseguir que su “Castañera” haya sido proclamada Árbol del Año en Europa desde una localidad que no alcanza la veintena de habitantes, informa Aragón Digital.

Con más de mil años de historia a sus espaldas, esta legendaria encina había reunido bajo su candidatura a españoles repartidos por los cinco continentes. A lo largo del proceso de votación, se ha tenido constancia de apoyo en más de una veintena de países diferentes, principalmente europeos, pero también de otros como Filipinas, Estados Unidos, Argentina, Kenia, Namibia, Gabón o Cabo Verde, donde las embajadas y consulados han ejercido de nexo de unión.

Vídeo promocional del árbol ganador: https://www.youtube.com/watch?v=nFefv8TUxWM&t=53s

Plátano de Curinga, Italia, segundo en el certamen.

El segundo puesto, con 78.210 votos, lo ha ganado el Plátano de Curinga (Italia). Situado frente al mar Tirreno, sobresale sobre un pequeño arroyo, como queriendo vigilar el bosque. Se cree que fue plantado por monjes basilianos que llegaraon a Calabria hace más de mil años y que construyeron la ermita de Sant’ Elia, aunque su tronco puede ser incluso más antiguo. Su tronco está, por cierto, hueco y tiene una abertura de más de 3 metros de ancho.

Con algo más de 66.000 votos, el tercer puesto lo ha obtenido el antiguo árbol sicómoro (Rusia). El Antiguo Oriente está lleno de secretos y leyendas y, según una leyenda, el gran comandante de Oriente Nadir-Shah cuidó de los brotes del árbol sicómoro que adornaba el territorio de la mezquita Juma en la antigua Derbent. De hecho, el escritor Aleksandr Bestuzhev-Marlinsky compuso sus obras admirando el poderoso gigante. Hoy en día, el majestuoso patriarca adorna la parte central de la casa de culto, siendo un símbolo de poder, uno de los lugares de atracción para el pueblo de Daguestán e invitados de la República.

Si quieres ver los 14 ganadores pincha aquí

viajarymuchomas.com