El embalse de Ricobayo presenta un estado de desertización

Los municipios afectados por el vaciamiento piden que “se cumplan” los objetivos de la política de acción climática


Los alcaldes de 19 municipios afectados por el vaciamiento del embalse de Ricobayo (Zamora) han pedido hoy a Iberdrola que “cumpla de forma inmediata y definitiva” con los objetivos recogidos en la política de acción climática aprobada por su Consejo de Administración.
“En ella, incorpora como una de sus responsabilidades el desempeño medioambiental y la lucha contra el cambio climático. La empresa se ha comprometido a minimizar el impacto medioambiental de todas sus actividades, promoviendo la adopción de cuantas acciones estén al alcance del Grupo, que deberá ser compatible con la consecución del interés social”, según han señalado en un comunicado que recoge Ical.
“Exigiremos que normalice de manera inmediata la situación de desertización que ha provocado en los territorios adyacentes al embalse de Ricobayo y estudie la compensación de todas las perdidas económicas que se derivan de esta situación”, añadieron.
Igualmente, los regidores exigen a los parlamentarios nacionales que “hagan un seguimiento” sobre la situación del embalse de Ricobayo y que “tomen las medidas oportunas para evitar la regresión que están sufriendo este territorio y sus habitantes” y apostaron por “informar” al Parlamento Europeo y a la Comisión sobre el desarrollo de “estas prácticas no sostenibles y abusivas por parte de la empresa”, además de emprender “todo tipo de acciones positivas de carácter social” para “contrarrestar” los efectos.
Las conclusiones descritas cierran el manifiesto que contiene las medidas que se están llevando a cabo “en contra de estas acciones abusivas” que han implicado la “desertización y el daño irreparable a nuestros ecosistemas y parajes” en una extensión de 5.600 hectáreas de terreno. “La causa es el brutal vaciado que se ha producido en el embalse de Ricobayo. Les pedimos corrijan lo antes posible este tipo de prácticas que se divulgarán en toda Europa y el mundo entero para dar a conocer la realidad que hay detrás de todas estas señas de identidad”, han advertido.
En este contexto, se ha creado una Comisión de Representantes de Municipios Afectados que, en colaboración con los agentes sociales y empresariales de la zona afectada, ha formulado ya varias denuncias y protestas. “Consideramos que como parte responsable de todo este desastre ecológico que asola nuestros territorios, deberían corregir lo antes posible esta situación, además de conocer las medidas que por nuestra parte se van a llevar a cabo. Le pedimos que den a conocer estas acciones a quien proceda dentro de su entidad y terminen de una vez por todas con estas prácticas inadmisibles”, han concluido.

Ribera investiga a Iberdrola por vaciar el embalse

La vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha calificado de «escandaloso» que Iberdrola desembalse una gran cantidad de agua de los embalses de Valdecañas (Cáceres) y Ricobayo (Zamora) para producir electricidad más barata ante la subida del precio de la luz, y comentó que su departamento investiga a la compañía y podría aplicar limitaciones en la explotación de esas masas de agua.

La tremenda bajada de agua en el embalse de Valdecañas ha dejado al descubierto los restos de un antiguo convento.

Respecto a si se van a investigar estas actuaciones, Ribera ha indicado, en declaraciones a laSexta recogidas por Servimedia, que «se está haciendo ya». «El caso de Valdecañas lo conozco menos. Ricobayo sí porque pregunté por él escandalizada ante lo que estaba viendo», ha comentado.
La ministra Ribera ha señalado que esta situación se debe «en parte» a que las cláusulas concesionales de explotación hídrica «probablemente» no prevean una distribución a lo largo del tiempo o que se garanticen caudales mínimos en los embalses, sino un volumen de agua anual. «Por eso dicen que están cumpliendo con todos los requisitos. Sin embargo, eso me parece escandaloso. No es razonable vaciar prácticamente en seis semanas un embalse como ha ocurrido en Zamora», ha subrayado.
Además, ha subrayado que su departamento aplicará el artículo 55 de la Ley de Aguas, que prevé que haya limitaciones en el uso concesional del agua por razones extraordinarias.
También ha añadido que el director general del Agua se puso en contacto con Iberdrola hace unos días para comentar a la compañía que «esto no puede ser» y que el secretario de Estado de Medio Ambiente se reunirá con los alcaldes de la zona la próxima semana.
«Esto es lo que no podemos permitir que ocurra. El agua es un bien escaso, tan importante para el bienestar de las familias y de la actividad económica como lo es la electricidad, y no puede quedar en un volumen máximo permitido anual sin ningún tipo de criterio con respecto a su distribución en el uso en el tiempo y, por tanto, gestionado directamente por la empresa concesionaria con arreglo a lo que en cada momento económicamente le convenga más», ha explicado.
Finalmente, Ribera ha agregado al respecto: «Esto es legítimo, probablemente, pero no es razonable que ocurra, así que en esto sí que queremos intervenir cuanto antes».

viajarymuchomas.com