Canon ha planteado para este 2021 algo innovador y muy diferente: que sus usuarios puedan realizar fotos desde el espacio. La compañía ha presentado un página web interactiva a través de la cual se puede utilizar su satélite CE-SAT-1, equipado con una cámara DSLR 5D Mark III ligeramente modificada, para tomar fotos simuladas desde lugares como la ciudad de Nueva York, las Bahamas o Dubai.

Canon lanzó este microsatélite del tamaño de un barril de vino en junio de 2017. Cuenta con una cámara EOS 5D Mark III incorporada que está equipada con un telescopio de 40 cm tipo Cassegrain (espejo) de 3720 mm. Este satélite se encuentra actualmente en órbita a una distancia de unos 600 kilómetros, desde donde es capaz de proporcionar aproximadamente una resolución de la tierra de 36 pulgadas dentro de un marco de 3×2 millas, sostiene Canon.

Por otro lado, Canon no es la única que se ha metido en este mercado, el satélite con mayor resolución del mundo, es el WorldView-4, que puede captar con una resolución de hasta 12 pulgadas. Este satélite cuenta con una cámara PowerShot S110 para obtener imágenes mucho más amplias. Te permite obtener imágenes desde múltiples localizaciones

La demo interactiva permite tomar imágenes desde múltiples ubicaciones, con cada toma, mostrando la ubicación y la altitud de la imagen. Sin embargo, parece que la marca no te permite utilizar esta función libremente, ya que utiliza imágenes capturadas previamente, por lo que, en realidad, no estás tomando fotos en vivo o únicas. Si estuviera en vivo, el satélite CE-SAT-1 estaría dando vueltas por la Tierra a casi 17.000 millas por hora, dando vueltas por el mundo en poco más de una hora y media. Sin embargo, la demostración si que puede dar una idea de las capacidades y la resolución del satélite.

Un negocio millonario

La experiencia de este experimento es narrada en la web por la astronauta Marsha Ivins, quien explica el propósito y el diseño del satélite. Los microsatélites son mucho más pequeños y baratos que los satélites normales, y Canon espera construir un negocio de mil millones de dólares a su alrededor para 2030. Después de lanzar el CE-SAT-1 en 2017, Canon intentó lanzar un CE-SAT-1B actualizado el verano pasado. Sin embargo, se perdió cuando el cohete Electron de RocketLab falló poco después del lanzamiento.

viajarymuchomas.com