Salamanca lidera el turismo regional en el primer semestre del año 2022

El desembolso ascendió hasta julio a 10.996 millones frente a los 52.193 en el mismo periodo de hace dos años

El verano ha dado síntomas de recuperación, con la llegada del turismo internacional, aunque aún lejos de las cifras anteriores a la pandemia. La ministra del ramo, Reyes Maroto, aseguraba recientemente que los datos “reflejan la gradual recuperación del turismo internacional y muestran que España ha conseguido ser percibida como un destino seguro por millones de viajeros”. Sin embargo, las cifras aportadas por el sector en lo que va de año ponen de manifiesto que España aún está lejos de poder lanzar las campanas al vuelo: con 9,8 millones de turistas extranjeros frente a los 48,1 millones que llegaron en los mismos meses de 2019, hasta julio solo ha recuperado el 21% del gasto que hicieron los turistas extranjeros en ese periodo dos años atrás.

En los siete primeros meses de 2021 visitaron España 9,8 millones de turistas, un 25,8% menos que los 13,2 millones que llegaron en el mismo periodo del año anterior. El gasto que realizaron esos viajeros entre enero y julio fue de 10.996 millones de euros, lo que supone un 23,2% menos respecto al mismo periodo de 2020, cuando se ingresaron 14.322 millones.

La cifra palidece aún más, como recoge Hosteltur, si se compara con el mismo periodo de 2019, antes de la crisis de la COVID: supone un 79% menos. De enero a julio de 2019 el desembolso de los viajeros internacionales ascendió a los 52.193 millones.

Asimismo, los 10.996 millones del gasto que han hecho los viajeros en lo que va de 2021 solo suponen un 21% del que hicieron de enero a julio de 2019

A pesar de que la llegada de viajeros extranjeros aumentaba en julio un 78,3% respecto al mismo mes de 2020, primer año de pandemiala cifra de los casi 10 millones de turistas alcanzada en lo que llevamos de años todavía queda muy lejos (un 79% menos) de los más de 48,1 millones que llegaron hasta julio en 2019, un año récord.Viajeros en el aeropuerto. Foto: Aena.

«Ha sido una temporada atípica, con un gran aporte de turistas nacionales que han decidido quedarse en el propio país. La mala noticia es que los internacionales han hecho lo mismo, se habrán quedado en sus países por las restricciones y cómo evolucionaba la pandemia, no solo en sus países, sino también en el nuestro con esta nueva ola de principios de verano», comenta Jorge Marichal, presidente de la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT).

Al respecto, apunta que esa compensación de viajeros nacionales viene a ser un «espejismo» de cara a la temporada de otoño-invierno, así como para Navidad y Semana Santa. «Con el fin de las vacaciones de verano este aporte va a acabar, va a bajar la ocupación y esta vez no tenemos todavía el aporte del turismo internacional a un volumen que pueda compensar esa caída», ha advertido.

«Se nos avecina un mes de septiembre bastante complicado», sostiene Marichal, quien constata que el turismo internacional «sigue de capa caída, con reducciones del 75% respecto a años anteriores, y eso es una muy mala noticia para el sector turístico español». Y en especial, según ha agregado, para los complejos hoteleros más pequeños, aquellos de tres estrellas.

viajarymuchomas.com