Cuba, potencia mundial en ritmos musicales

Cuba es el primer país, por delante de Brasil y Estados Unidos, en modalidades musicales. El son, la guaracha, el chachachá, el mambo, la rumba… son solo un mínimo ejemplo de los muchos ritmos que hacen de la isla caribeña la principal potencia musical del mundo. Un rico patrimonio musical con Influencias españolas, africanas, europeas… hasta constituir un crisol de culturas que toman forma en una envidiable musicalidad que preside calles, plazas y locales. Aprender a tocar un instrumento desde edades tempranas forma parte de la vida de un país en el que el talento aflora en cada uno de sus rincones. Si no han visitado aún Cuba, vayan preparándose para echar un baile en cualquier momento o cantar un bolero, incluso en el Malecón de La Habana a plena luz del día.

Un grupo de músicos ensaya en el interior de un local, antes de la actuación. Foto: R.M.

Quedarán igualmente asombrados por el poderío del baile y la danza clásica. Adéntrese en las calles de La Habana Vieja y pronto escuchará el sonido en vivo de un piano o la música proveniente de una disquera (como dicen allí) mientras una docena de chicos y chicas adolescentes dan giros y se contornean a un ritmo vertiginoso, prácticamente imposible de imitar. Los cubanos son los reyes mundiales de la música y el baile. Y si se atreven, pregunten y apúntense a una clase de timbal o de baile de pareja. Todo es empezar.