El proceso de vacunación se ofrece en varios países a turistas extranjeros

En Guatemala, por ejemplo, sólo han recibido el programa completo de vacunación 2.521 personas

En Honduras, con una población de 9,5 millones, sólo la tienen administrada de forma global 2.639 personas

Cuatro países de América Latina (Paraguay, Venezuela, Guatemala y Honduras) tienen menos del 1% de su población con las dos dosis contra la Covid-19, lo que produce un desigual acceso a las vacunas y, por consiguiente, un desequilibrio en la esperada inmunidad de rebaño. El progresivo aislamiento de los países con mayor retraso en la vacunación es otra de las consecuencias esperables de esta inequidad.

Los niveles de vacunación contra Covid-19 están empezando a ser, en la práctica, un diferencial para los países y condicionando la reapertura en diversos aspectos, fundamentalmente en los viajes y el turismo.

Los destinos con niveles más bajos de vacunación generarán menos confianza en los viajeros.  

Entre los países latinoamericanos con porcentajes más bajos de vacunación está Paraguay, con 0,22% de su población con las dos dosis, y Venezuela con 0,88% de personas con al menos una dosis, de acuerdo a la información recopilada por Our World in Data hasta esta semana y recogida por Hosteltur. Los otros dos países con menor proporción de habitantes vacunados son también centroamericanos: Guatemala y Honduras.

Solo 2.521 personas en Guatemala han recibido las dos dosis de la vacuna, un 0,01 %, y a 257.247 se les ha administrado al menos una, el 1,36% de la población. El retraso en la llegada de las vacunas una y otra vez explica en parte ese bajo porcentaje.

Honduras también ha enfrentado retrasos y un acceso limitado a las vacunas, que se explica en parte por el fracaso del sistema Covax que la Organización Panamericana de la Salud (OPS) implementó en 2020 como un fondo común para adquirir vacunas.

En Honduras, un país de 9,5 millones de habitantes, menos de 1% de la población tiene al menos una dosis de la vacuna (0,56%) y 2.639 personas las dos (0,03 %), según datos de abril de Our World in Data.

La falta de información sobre el ritmo de vacunación en Nicaragua y en Cuba, que está desarrollando sus propias vacunas, no permiten ubicar a estos países en la clasificación, indican.

También preocupa Brasil, que a pesar de que llevaba un buen ritmo, ha ralentizado la vacunación y ha tenido que suspender a partir de este viernes la producción de la vacuna desarrollada por el laboratorio chino Sinovac, por falta de materia prima producida en el país asiático.

viajarymuchomas.com